Aprendiendo fotografía: La profundidad de campo

Para los que lleváis años trabajando en fotografía os sabréis de memoria este concepto, pero para los nuevos lectores que quieran adentrarse en el mundo de la fotografía,  es fundamental conocer a fondo el término “profundidad de campo”, y a decir la verdad, no os vendrá mal recordarlo, al fin y al cabo, la profundidad de campo es causante en gran medida de que nuestros trabajos transmitan una serie de sensaciones, además de ser una herramienta súper útil para guiar la mirada del espectador justo donde nos interesa.

Dominar la profundidad de campo conlleva mejorar nuestras fotografías, pues permite controlar el grado de nitidez o de desenfoque que aparecerá en la imagen, de ahí que sea un concepto al que se le da tanta importancia. Si no sabemos dominarlo, nunca tendremos un control absoluto sobre nuestras fotografías.

Qué es la profundidad de campo

La profundidad de campo es el área que se encuentra enfocada delante y detrás del plano donde realizas el enfoque con tu cámara. Esto quiere decir que cuando usamos una mayor profundidad de campo obtendremos más detalles enfocados en el plano, mientras que tendremos una profundidad de campo inferior cuanto mayor grado de desenfoque haya en la imagen, es decir, los detalles aparecerán más distantes al punto de enfoque.

Cómo conseguir más profundidad de campo

Cuando vemos una fotografía, percibimos una parte que está enfocada que en este caso sería la profundidad de campo y otra que gradualmente aparece como desenfocada, pero si somos realmente estrictos con la realidad, hay que tener claro que solo un punto del plano está totalmente enfocado, mientras que el resto está desenfocado, esto es debido al círculo de confusión. Este proceso es imperceptible a nuestros ojos, ya que para nosotros el grado de desenfoque aumentará progresivamente.

Se suele usar una profundidad de campo reducida cuando queremos dirigir la mirada del espectador a un punto específico de la imagen, como suele ocurrir en la fotografías de retrato e incluso en fotografías macro, en las que se busca centrar el punto de interés en el sujeto en cuestión. Si quieres conseguir una profundidad de campo realmente baja en otras disciplinas fotográficas, necesitas conocer el método Brenizer.

qué es y cómo dominar la profundidad d ecampo

Mientras que, necesitaremos una profundidad de campo más amplia cuanto mayor grado de nitidez queramos en nuestra fotografía, como suele ocurrir en fotografías de naturaleza o fotografías grupales.

Cuando queremos realizar una fotografía de paisaje o fotografías nocturnas en la que todos los detalles de la escena estén enfocados, ahí ya entra en juego la distancia hiperfocal, aquella que nos permitirá enfocar a infinito. Si quieres poner en práctica este efecto, debes leer este post con las claves básicas para entenderla y dominarla.

Qués es la profundidad de campo y cómo dominarla

Factores que influyen en la profundidad de campo

Teniendo claro el concepto de profundidad de campo, hay que saber que existen varios factores que influirán en su resultado final, factores que son fundamentales que conozcas si quieres dominar por completo la profundidad de campo de tus fotografías.

Apertura de diafragma

La apertura de diafragma regula la cantidad de luz que entra por nuestro objetivo hasta llegar al sensor de la cámara. La apertura incide decisivamente sobre la profundidad de campo de ahí que tenga tanta importancia para dominarla.

Fototrucos de Foto24

Para medir la cantidad de luz que está llegando a nuestro sensor tendremos que tener en cuenta el diámetro que tendrá el diafragma una vez abierto y la distancia focal que está usando el objetivo. Ese valor aparecerá como número f.

Cuanto menor sea el número f que utilices (y por tanto más abierto este el diafragma) la profundidad de campo será menor. Cuanto mayor sea el número f que utilices, la profundidad de campo será mayor. De este modo con un diafragma f/2.8 obtendrás una profundidad de campo bastante pequeña que te permitirá fondos desenfocados, como por ejemplo en esta imagen:

Profundidad de campo Ejemplo de imagen realizada con diafragma f/2.8. ©Daniel Santos Megina.

A medida que vamos reduciendo nuestra apertura de diafragma, la profundidad de campo se ampliará:

Profundidad de campo ©Daniel Santos Misma imagen realizada con diafragma f/5.6  ©Daniel Santos Megina.

Profundidad de campo ©Daniel Santos Imagen final tomada con un diafragma de f/22. ©Daniel Santos Megina.

Aunque recuerda que la distancia focal del objetivo también marcará la diferencia a la hora de obtener una apertura de diafragma u otra. No obtendrás los mismos resultados trabajando con una distancia de 500mm que con una distancia de 50mm, aunque la apertura de diafragma sea la misma.

Si por el contrario quieres realizar una fotografía de paisaje y quieres que salga enfocado desde el primer plano hasta el fondo, utilizarás un número f mayor (f/16 ó f/22) o bien la distancia hiperfocal como te comentaba anteriormente.

Qué es la profundidad de campo

Seguro que ahora te estás preguntando cuál será la apertura de diafragma máxima de tu objetivo u objetivos. Pues bien, podrás encontrarla  buscando la numeración que aparece en la parte frontal del objetivo donde sueles enroscar tus filtros. Si no fuese este el caso de tu lente, prueba a buscarla entonces en la parte superior de la óptica.

Si tienes una cámara de iniciación, lo más normal es que incluya un objetivo de 18-55mm. Estos objetivos suelen tener grabada la numeración 3.5-5.6. Estos valores indican los diafragmas mínimos en las posiciones del zoom de menor focal (18mm) f/3.5, y de mayor focal (55mm) f/5.6. Las posibilidades con estos objetivos son muy reducidas, por eso, lo ideal es trabajar con objetivos que tengan una apertura máxima que sea f/2.8 e incluso inferior. Si quieres trabajar con un objetivo que te permita trabajar con grandes aperturas de diafragma, pincha en el botón:

Distancia focal

Como te adelantaba más arriba, la distancia focal que utilices también afectará a la profundidad de campo. No es lo mismo utilizar la distancia focal de un gran angular de 14mm o 16mm a un teleobjetivo de 200mm o 500mm.

La distancia focal que emplees al realizar tu foto influirá sobre la profundidad de campo, a menor distancia focal, mayor profundidad de campo. A mayor distancia focal, menor profundidad de campo.

Qué es la profundidad de campo en mis fotografías

Si lo que buscas es fotografiar un paisaje con un objetivo de distancia focal a 16mm, lo más probable es que lo tengas mucho más fácil para que toda tu escena salga totalmente enfocada y por lo tanto con una gran profundidad de campo, mientras que si trabajas con un objetivo con distancia focal de 500mm la profundidad de campo será inferior, por lo tanto será muy sencillo crear fondos desenfocados, y es que las focales largas proporcionan una profundidad de campo pequeña.

Distancia al sujeto

La distancia a la que se encuentre el sujeto u objeto protagonista con respecto a nuestra lente también tendrá mucho que ver a la hora de conseguir una profundidad de campo mayor o menor.

Cómo conseguir una gran profundidad de campo

Cuanto más aproximemos nuestra cámara al objeto protagonista sobre el que realizarás el enfoque, la profundidad de campo de nuestra imagen será menor. Es por eso que aquellos que trabajáis con fotografía macro habréis tenido problemas en más de una ocasión, a la hora de mantener toda la escena enfocada, en estos casos trabajar con la hiperfocal también nos salvará de más de un disgusto. Enfocar a infinito nos ayudará a mantener nuestro objeto nítido al igual que el resto de la escena.

La profundidad de campo y la nitidez

Si vas a trabajar con un objetivo gran angular y te gustaría conseguir una profundidad de campo más amplia, hay un truco que te puede resultar muy útil. Se basa en utilizar un objeto como primer plano, como este tipo de objetivo acentúa tanto la distancia que existe entre los planos de la escena, conseguirás que la sensación de amplitud sea mayor. Si quieres conocer más trucos para trabajar con un objetivo gran angular no puedes perderte este post.

Tamaño del sensor

Este es un factor en el que poco puedes intervenir, porque el sensor de tu cámara no puede modificarse, lo único que podrías hacer es adquirir una cámara nueva. De igual modo, está bien que sepas que también influirá en la profundidad de campo final.

Factores que influyen en la profundidad de campo

Los sensores Full Frame o también llamados formato completo, deben su nombre a la película de las antiguas cámaras de carrete, ya que tienen el mismo tamaño. Los sensores Full Frame son los de mayor tamaño, esto significa que pueden recibir mayor cantidad de luz. Los objetivos de formato completo son los mejores para crear desenfoques de calidad y por lo tanto una profundidad de campo muy pequeña.

Luego encontramos los sensores APS-C que son los más comercializados por su atractivo precio, estos tienen un sensor más pequeño, por lo que conseguir buenos desenfoques con ellos puede ser complicado pero si hablamos de sensores micro cuatro tercios o de cámaras compactas, probablemente resulte imposible.

Círculo de confusión

Es un término complejo en el que no voy a profundizar en exceso para no crear líos, conocer a fondo el concepto de profundidad de campo ya es bastante por hoy.

Tan solo hay que decir que, dependiendo del tamaño del círculo de confusión, nuestra profundidad de campo, será mayor o menor. El círculo de confusión lo constituyen los puntos de luz que llegan al sensor de tu cámara a través del objetivo y que tienen una nitidez aceptable, o al menos así lo perciben nuestros ojos. Aunque hay que mencionar que percibiremos mayor o menor nitidez dependiendo de la agudeza visual del espectador, la distancia a la que se observa la fotografía y la ampliación que tenga esta.

qué es el círculo de confunsión

Dependiendo del tipo de sensor que tenga tu cámara, el círculo de confusión será mayor o menor y por lo tanto tu profundidad de campo, también.

Cómo calcular la profundidad de campo

Como te he comentado, la apertura de diafragma, la distancia focal, la distancia al sujeto, el tamaño del sensor y el círculo de confusión son los factores que afectarán a la profundidad de campo. Aunque parezcan muchos valores a tener en cuenta para trabajar correctamente la nitidez y el desenfoque, solo es cuestión de practicar para que encuentres los parámetros de forma intuitiva, la práctica hace al maestro ¿no decían?

Hasta que consigas obtener todos estos parámetros de forma intuitiva, puedes ayudarte con miles de aplicaciones móviles gratuitas que existen y que te permitirán a calcular la distancia hiperfocal de tus fotografías teniendo en cuenta los factores de los que he venido hablando hasta ahora.

La profundidad de campo y la distancia hiperfocal

En algunas de estas aplicaciones se solicita la apertura de diafragma, la distancia focal, la distancia al sujeto y el tipo de sensor. Con el tipo de sensor pueden calcular automáticamente el círculo de confusión, por lo tanto no debes preocuparte en exceso por este último factor.

Algunas de estas aplicaciones para tu smartphone son: DOF Calculator (Android)  y DOF Master (iPhone, iPad). Si eres de los que lleva su portátil a todas partes también puedes servirte de esta página web de DOFmaster.

Aplicar la profundidad de campo en tus fotos

Conseguir que nuestra fotografía esté totalmente enfocada puede llegar a ser complicado, pero no imposible, si quieres capturar el máximo grado de nitidez en tus fotografías, no puedes perderte nuestro post con 14 trucos para conseguir fotografías más nítidas.

Si estás trabajando con fotografías de paisaje, naturaleza e incluso fotografías de arquitectura, lo ideal es que no se pierdan los detalles que hacen diferente a la escena, de modo que lo ideal sería trabajar con distancias focales pequeñas y aperturas de diafragma intermedias, f/8 o f/11, dependiendo del punto dulce de tu objetivo. Si quieres saber más sobre el punto dulce de un objetivo no puedes perderte este post.

cómo obtener fotos más nítidas

Aunque debes recordar que los parámetros pueden variar dependiendo del resultado que vayas buscado o de la intención que estés buscando con cada toma.

Con las fotografías de retrato, primeros planos en incluso macrofotografía, pasa lo mismo, no hay unos valores exactos para cada toma, pero puedes ayudarte comenzando con distancias focales intermedias, 35mm o 50mm y aperturas de diafragma muy amplias para que podamos recoger mucha luz. Recuerda que en estos casos la profundidad de campo será reducida, lo que nos ayudará a centrar la mirada del espectador en un punto específico de la imagen, podremos dirigir sus miradas.

qué es la profundidad de campo

Comprender la profundidad de campo y sobre todo aplicarla correctamente en nuestras fotografías puede llevarnos algún tiempo, pero poco a poco notarás como tus fotografías van tomando un aspecto más profesional. Si conoces algún truco con el que aplicar fácilmente profundidad de campo en tus fotografías, no dudes en compartirlo con nosotros.

Deja tu voto

64 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 64

Upvotes: 64

Upvotes percentage: 100.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Escrito por Lourdes Olmedo

Viajera empedernida con cámara siempre en mano. Colaboradora en la revista Super Foto Digital. Departamento de Contenidos en Foto24.

2 Comments

Deja una respuesta
  1. No entiendo bien lo de micro 4/3…que es imposible? Yo trabajo con este formato y estoy muy contento con los resultados, bien es cierto que gracias al zuiko digital de olympus 25mm obtengo mejores resultados que con otro objetivo pero el sensor no me limita para nada..

    • Buenos días Mario, en el post menciono que es “probablemente” imposible, porque de hecho en la mayoría de las cámaras micro cuatro tercios lo es, pero eso afortunadamente, no las incluye a todas. En estos casos también influye la habilidad del fotógrafo y como tú bien dices, el objetivo que se utiliza para la toma. Un saludo 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *