Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Uno de los tipos de sesiones que suponen un mayor reto para un fotógrafo es la fotografía de actividades deportivas: se suele estar a distancias elevadas de la escena a fotografiar, con una movilidad del fotógrafo restringida, los sujetos están en movimiento, la acción es continua, puede haber poca luz… Es importante tener claro con qué nos vamos a encontrar para poder estar lo mejor preparados posible y solventar con éxito la tarea. En este artículo os explicamos qué aspectos técnicos debéis tener en cuenta, cuáles son las configuraciones de la cámara más adecuadas y el equipo más útil para lograrlo. En una segunda entrega, ahondaremos en cómo encarar una sesión de fotografía deportiva y algunos consejos más centrados en el estilo.

Características de una sesión de fotografía de deportes

Como en cualquier otro tipo de fotografía, las condiciones de la sesión son las que me marcarán el equipo más adecuado y la manera de trabajar para lograr los resultados deseados.

En general, hay algunos aspectos esenciales que ya hemos enunciado y que suelen ser comunes a toda sesión de fotografía deportiva en base a los cuales trabajaremos:

  • Acción continua
    Los sujetos a retratar suelen estar en movimiento constante y obviamente, sin prestarnos atención, por lo que debemos estar en tensión constante, ser rápidos y precisos para capturar un instante.
  • Acceso limitado
    Raro será que podamos ponernos donde nos plazca para disparar. En general, sólo tendremos un área restringida en la que podremos movernos. La pista, cancha, campo o circuito es para los deportistas.
  • Distancia lejana al sujeto
    Es habitual, sobretodo en eventos deportivos de primer nivel, que tengamos que estar bastante lejos de la zona de acción. En algunos eventos como rallys o partidos amateurs podremos estar mucho más cerca de los protagonistas y eso nos facilitará mucho el trabajo.
  • Luz escasa o variable
    Si el evento es en el exterior no tendremos mucho problema con la cantidad de luz disponible, aunque puede haber sombras intensas y contraluces de manera que la iluminación puede ser muy distinta en diferentes puntos de la zona de acción. En caso de ser un evento deportivo de interior, la luz será posiblemente homogénea pero escasa, y además habrá que lidiar con molestos focos que pueden afectar la imagen si quedan dentro del encuadre que escojamos.

Con estos condicionantes en mente, la elección del equipo y la configuración de nuestra cámara para que la sesión sea un éxito debe ser aquella que se adapte a estas situaciones. Así pues, los consejos que daremos a continuación son válidos para toda actividad deportiva que cumpla estas características. Es decir, una amplia variedad de actividades incluyendo deportes con balón, atletismo, coches, gimnástica…

Configuración de la cámara

Aunque la configuración es en función del efecto final que se quiera lograr, siempre vienen bien algunos consejos generales:

1. Dispara en Manual o en Prioridad

Si tienes ya suficiente agilidad para ello, disparar en manual es ideal ya que te otorga un control absoluto de las tomas. Además, si las condiciones de luz no son cambiantes, puedes realizar una medición antes de empezar y prácticamente trabajar con los mismos valores durante todo el evento. De todos modos, disparar con prioridad a la apertura o la velocidad es también muy válido, sobre todo si somos más rápidos con estos modos que con el modo manual, ya que una fracción de segundo puede ser clave para no perder el fotón de la jornada y un evento de este tipo no es el mejor lugar para practicar… ¡sin frustrarse!

2. Archivos (casi) siempre en RAW

Partiendo de la base que no somos fotógrafos profesionales y no tenemos que entregar las imágenes del partido o de la competición en unas pocas horas, lo más recomendable es disparar en RAW en lugar de JPG. Esto me permite tener un control perfecto del balance de blancos (que puede ser difícil de ajustar en el momento de tomar la foto en pabellones, por ejemplo) y mayor calidad en el archivo final, lo cual puede ser muy útil si tengo que hacer algún reajuste en la exposición de la imagen o un recorte del encuadre (bastante habitual ya que a menudo es difícil encuadrar perfectamente a la primera).

3. Velocidad de obturación muy rápida…

Lo habitual es querer congelar la imagen para ver los deportistas nítidos y en acción. Para ello, se debe trabajar a velocidades muy rápidas. Se dice que a partir de 1/250 se congela la imagen, pero este es el límite “minimísimo” y seguramente para este valor las extremidades de un futbolista en carrera se vean movidas. A ser posible, es mejor disparar a 1/500 o incluso 1/1000 en función del deporte a retratar y la luz disponible. Lo ideal es poder realizar alguna fotografía de prueba para ver cuál es la velocidad que aceptamos como mínima para congelar la imagen en ese evento.

Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Foto: Web Donut

4. … o velocidad de obturación lenta

Un caso especial se da cuando queremos realizar un barrido o panning, normalmente en competiciones de motor, bicis, etc. Aunque presentaremos esta técnica en un futuro post específico, podemos avanzar que esta técnica se basa en seguir al sujeto en movimiento mientras el obturador de la cámara está abierto. Si la cámara estuviera estática, el sujeto aparecería borroso (“movido”). Sin embargo, al rotar la cámara a la misma velocidad que avanza el sujeto, este se verá nítido y enfocado mientras que será el fondo el que se verá desenfocado y movido.

Este efecto genera un gran dramatismo a la imagen y evoca al espectador una fuerte sensación de movimiento, por lo que es muy utilizada en carreras de motor. En estos casos, la velocidad necesaria se suele situar entre 1/80 y 1/50, lenta para poder captar el movimiento pero suficientemente rápida para que el sujeto protagonista se vea bastante nítido. Aunque nada nos impide utilizar también el barrido también en una pista de atletismo o partido de fútbol, al ser el movimiento de los deportistas más lento, la sensación de movimiento respecto al fondo no será tan clara ni intensa.

Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Foto: Rafael Schaidhauer, tomada a 1/30

5. Apertura: o máxima o máxima + 2-3 pasos

Al tener que trabajar con velocidades muy rápidas para congelar al sujeto, a menudo iremos escasos de luz y nos veremos obligados a escoger la máxima apertura del objetivo para compensarlo. Esto nos proporcionará a menudo un desenfoque del fondo muy interesante que ayuda a centrar la atención sobre los sujetos protagonistas o que pueden dar un bokeh atractivo en caso de captar las luces de un estadio. Pero, por otro lado, también reduce la profundidad de campo de manera importante, por lo que tendremos que afinar a la hora de enfocar. Tanto es así que, en caso de poder disponer de un dispositivo luminoso (f/2-f/2.8) y tener suficiente luz, es preferible aumentar un par o tres de pasos (f/8-f/11) respecto a la máxima apertura. De este modo se facilita que todo el sujeto aparezca en foco y además se gana algo de nitidez.

6. ISO alta, alta (¡en interior al menos!)

Las velocidades rápidas también suelen provocar, en especial en deportes de interior o nocturnos en exterior, la necesidad de tener que subir la sensibilidad ISO para compensar la falta de luz y lograr una exposición correcta. Afortunadamente las cámaras actuales han dado un salto cualitativo importante y no es raro encontrar cámaras que pueden trabajar con solvencia a ISO 1600-3200. De este modo podemos ahorrar algún paso de luminosidad en el objetivo, utilizar objetivos mucho más económicos y disponer de mayor profundidad de campo. De nuevo es clave conocer nuestro equipo y saber hasta dónde podemos forzar la ISO de nuestra cámara sin dejar de obtener imágenes aprovechables. De todos modos, en fotografía de deportes es mucho más importante congelar el instante decisivo que una imagen con nada de ruido o totalmente nítida, por lo que hay que arriesgar al máximo.

Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Foto: Dylan McCord

7. Ráfaga… pero con contención

El instante de impacto de un pie con el balón, el choque de dos jugadores rivales, un codazo cuando el árbitro no mira o el barrido de un F1 a 300 km/h… Todo son acciones que duran milésimas de segundo. Aunque es importante conocer el deporte que fotografiamos para intentar anticiparnos a los momentos clave, una ayuda para que no se escape ninguno es disparar en ráfaga. En este modo de disparo la cámara almacena las imágenes en un búfer interno antes de grabarlas a la tarjeta, lo que le permite disparar muchas fotos en muy poco tiempo (fácilmente 6 fotos por segundo).

Por ejemplo, último segundo de un partido de baloncesto. El equipo local pierde de uno y tiene un tiro libre. Está claro que tirará a fallar para disponer de una última posibilidad de tiro, así que ya podemos enfocar el rebote y cuando el balón se acerque al aro… empezar a disparar en ráfaga. De esta manera es más probable que una de las fotos de la secuencia muestre la canasta o el rebote decisivo o un momento interesante, al menos es más probable que si disparamos una única fotografía en este lance del juego.

Gloxy GX-F1000 Flash TTL HSS Wireless Maestro y Esclavo
(32)
Gloxy GX-F1000 Flash TTL HSS Wireless Maestro y Esclavo
  • Compatible al 100% con cámaras Nikon y Canon
  • Mejor relación calidad-precio del mercado, avalado por expertos del sector de todo el mundo
  • Sistema de radiofrecuencia 2.4G, Número de guía a 58 (ISO 100, 180mm), HSS: sincronización de alta velocidad 1/8000s
  • ecarga en 2 segundos, el más rápido, no pierdas tu foto
  • Flash maestro inalámbricos TTL, esclavo y estroboscópico
  • Preparado para realizar disparos en ráfaga
  • Permite conectar a la batería externa Gloxy GX-EX2500
  • Sincronización con la segunda cortinilla
  • Incluye GRATIS: 20 geles de color, estuche, pie y difusor
  • Consigue un flash profesional al precio de uno barato. Te servirá tanto si eres principiante como si eres un profesional

Aunque eso sí, hay que utilizar la ráfaga pero sin volvernos locos o saturaremos la cámara. El búfer tiene una capacidad limitada y al agotarse deben grabar las imágenes en la tarjeta. Si abusamos de la ráfaga sin ton ni son, es posible que cuando ocurra la acción realmente importante nuestra cámara esté bloqueada esperando a que el búfer se libere de nuevo… y perdamos la foto del partido. Esto último es especialmente factible si disparamos en RAW, ya que son archivos mucho más grandes y saturan antes la capacidad del búfer.

8. Medición puntual (o central ponderada) vs. Medición matricial

Si las fotografías son en un recinto cerrado o de noche con iluminación artificial, la mala noticia es que seguramente iremos justo de luz, pero la buena noticia es que seguramente las condiciones de luz serán poco cambiantes en un mismo punto. Lo mejor es hacer alguna medición antes de empezar para saber en qué rango trabajaremos. Es incluso factible fijar velocidad, apertura e ISO y modificarlas mínimamente en función de la zona donde se dé el juego (por ejemplo, en las esquinas de un campo de futbol, la iluminación suele ser más débil).

Filtro Polarizador Circular Gloxy
(21)
Filtro Polarizador Circular Gloxy
  • Filtra determinados rayos de luz
  • Ideal para eliminar los reflejos de cristal o agua
  • Mejora el contraste y la saturación de los colores
  • Perfecto para la fotografía de paisajes
  • Elige entre 37, 46, 52, 55, 58, 62, 67, 72, 77, 82 y 86mm de diámetro

Si preferimos fiarnos del exposímetro de nuestra cámara, lo mejor es trabajar en medición puntual o central ponderada como mucho. En estas mediciones, la cámara propone un valor de exposición basándose sólo en un pequeña parte del encuadre. En este tipo de fotografía nos interesa porque la medición se hará sobre el protagonista de la foto y aseguramos su correcta exposición. Si disparásemos en medición matricial (utilizando todo el área del encuadre para realizar la medición) y en la foto incluyéramos un foco o una parte de la grada (que suele ser más oscura), es muy factible que la cámara compensara el exceso o falta de luz sub o sobreexponiendo la fotografía de manera que el sujeto protagonista quedara mal expuesto.

Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Foto: Eva Alvarado

Si las fotografías son diurnas al aire libre, seguramente tendremos más luz pero podemos tener sombras de alto contraste respecto a las zonas luminosas si es un día soleado. En estos casos, se podrá trabajar en medición matricial pero de nuevo es conveniente realizar una medición de exposición puntual previa al evento deportivo. Así sabremos cuánto tenemos que aumentar la exposición propuesta cuando el jugador o protagonista estén a contraluz para que salga bien expuesta (fácilmente 2/3 EV). O bien, si recibe el sol directo, será posiblemente necesario subexponer la medición propuesta para que la piel no se vea quemada o demasiado blanca (también alrededor de 1/3 – 2/3 EV). Por si fuera poco, estos cambios de exposición se tendrán que realizar rápidamente y casi sin pensar, ya que suele ocurrir que ambas situaciones se alternen de manera constante e imprevista. ¿No dijimos al principio que este era un campo de la fotografía muy exigente?

9. Estabilizador ON

Dado que es muy factible tener que trabajar a focales largas y velocidades (relativamente) bajas, es siempre recomendable tener conectado el estabilizador de nuestro equipo. Algunos fabricantes como Nikon y Canon suelen añadir sistemas de estabilización óptica en los propios objetivos (en este caso, VR e IS respectivamente). Otras marcas como Sony, Pentax u Olympus suelen instalar un estabilizador mecánico en el cuerpo de la cámara. Sea cual sea la propuesta, el estabilizador permite absorber parte de las vibraciones que transmitimos a la cámara y que se hacen más evidentes a focales largas. En resumen, nos permite minimizar que las fotos salgan “movidas”.

Trípode Profesional Gloxy GX-T6662A Plus
(4)
Trípode Profesional Gloxy GX-T6662A Plus
  • Altura máxima de 1626 mm (columna central extendida)
  • Con una increíble capacidad de carga de 10 kg
  • ¡Novedad! gancho en la columna central
  • Patas con goma antideslizante + puntas metálicas
  • Rosca universal estándar 1/4" y adaptador 3/8"
  • Rótula con plato de liberación rápida
  • Acopla tu rótula 3/8" en la parte inferior de la columna central

10. Enfoque: seguimiento servo

Está claro que el enfoque manual queda descartado para una fotografía como la deportiva. Entre los modos automáticos, si lo que vamos a fotografiar son sujetos en movimiento, lo ideal es usar el enfoque de seguimiento servo (AF-C). En este modo, una vez enfocado el sujeto, aunque éste se mueva, la cámara le seguirá manteniendo el foco en él mientras no abandone el área de enfoque. Por lo tanto, si realizo la fotografía de un esquiador cruzando junto a mí, aunque mueva la cámara y varíe la distancia de enfoque, la cámara percibirá esta variación y la corregirá de manera continua.

Mando intervalómetro inalámbrico Gloxy METi
(19)
Mando intervalómetro inalámbrico Gloxy METi
  • Nuevo modelo inalámbrico con tecnología infrarroja
  • Mando intervalómetro con función multi-exposición
  • Incluye instrucciones en español y otros 5 idiomas
  • Funciona hasta una distancia de aprox. 5 m sin cable
  • Ideal para fotografía nocturna entre muchas otras...
  • Avisos sonoros, pantalla LED con luz y diseño ergonómico
  • Disponible para Canon, Pentax, Nikon, Panasonic, Sony, Sigma, Olympus, Fujifilm, Samsung y dispositivos iOS.

Eso sí, es importante conocer bien cómo funciona y los distintos modos de enfoque de seguimiento que me ofrece mi cámara y haber practicado con ellos antes de la sesión. En algunas cámaras es posible configurar si se utilizar un solo punto de enfoque o un grupo de puntos, si permitimos cambio automático de punto de enfoque, también se puede ajustar de manera individual la sensibilidad y aceleración del seguimiento… Como siempre se dice, uno de los primeros pasos para realizar buenas fotografías es conocer al dedillo lo que tu equipo puede ofrecerte y ser capaz de utilizarlo con agilidad y sin pensar.

Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Foto: Alexandr Pirogov

Equipo recomendado

A continuación indicaremos el equipo más adecuado para afrontar la fotografía deportiva. De todos modos, hay que reseñar que el equipo nos hará la vida más fácil pero no todo termina ahí. De hecho, como ya he apuntado, la validez de un fotógrafo se demuestra estrujando al máximo el potencial de lo que tiene. Está claro que en algunas situaciones será imposible obtener un primer plano nítido, sin ruido y bien expuesto de un jugador de fútbol en plena carrera con un equipo sencillo, pero no significa que no se puedan realizar excelentes fotos de deportes. Sólo hay que conocer tu equipo, saber que te permite y explotar las capacidades creativas que te otorga. Y de hecho, es el mejor lugar por el que empezar.

Habiendo enumerado las características que nos podemos encontrar en una sesión deportiva, un equipo recomendable y coherente puede ser el siguiente:

1. Cámara con buena ISO y buena ráfaga

En las situaciones de poca luz y sujetos en movimiento, poder subir hasta valores elevados de ISO se agradece y puede ser la diferencia entre poder tomar una foto o… no hacerlo. Con valores aceptables de ISO a 1600-3200 se pueden salvar muchas situaciones. Respecto a la ráfaga, si me permite capturar más fotos, me dará más margen, series más largas y menos riesgo de saturar la cámara, por lo que será más sencillo captar el instante decisivo.

Gloxy GX-F1000 Flash TTL HSS Wireless Maestro y Esclavo
(32)
Gloxy GX-F1000 Flash TTL HSS Wireless Maestro y Esclavo
  • Compatible al 100% con cámaras Nikon y Canon
  • Mejor relación calidad-precio del mercado, avalado por expertos del sector de todo el mundo
  • Sistema de radiofrecuencia 2.4G, Número de guía a 58 (ISO 100, 180mm), HSS: sincronización de alta velocidad 1/8000s
  • ecarga en 2 segundos, el más rápido, no pierdas tu foto
  • Flash maestro inalámbricos TTL, esclavo y estroboscópico
  • Preparado para realizar disparos en ráfaga
  • Permite conectar a la batería externa Gloxy GX-EX2500
  • Sincronización con la segunda cortinilla
  • Incluye GRATIS: 20 geles de color, estuche, pie y difusor
  • Consigue un flash profesional al precio de uno barato. Te servirá tanto si eres principiante como si eres un profesional

2. Teleobjetivo y luminoso

En general, nos encontraremos a distancias importantes de los protagonistas, por lo que será necesario echar mano de longitudes focales largas para poder aproximarnos. Un 70-200mm es un buen punto de partida y si podemos permitírnoslo, un 300 o 400mm es lo ideal, ya que nos permite acercarnos mucho y aislar los protagonistas de su entorno. Sobre todo para fotografía en interior con poca luz, es importante que el objetivo sea lo más luminoso posible. En estas ubicaciones cerradas, un f/5.6 seguramente será justo. Un f/4 puede valer, un f/2.8 es una delicia para situaciones de este tipo porque, aunque sea con poca profundidad de campo, me permiten disparar con muy poca luz.

3. Objetivo Angular

Porque no todo son primeros planos de jugadores o vehículos, es importante llevar un objetivo que permita presentar la localización en que se celebra el evento, transmitir el ambiente del pabellón, del estadio, fotografías de la afición celebrando la victoria, etc. Para ello, un angular es imprescindible en la mochila. Un popular 24mm es más que suficiente, aunque si se dispone de un gran angular con 10-20mm, se pueden obtener imágenes aún más impactantes.

4. Monopie

Poca luz y, sobretodo, focales largas. Está claro que en estas condiciones es muy recomendable un punto de apoyo para nuestra cámara y evitar así problemas de trepidación. Una opción es utilizar un trípode. Aunque efectivo, es poco ágil ya que si queremos movernos para buscar diferentes ángulos, subir o bajar el punto de vista, etc, el tener que hacerlo con el trípode enganchado a la cámara me dificultará la acción y nos retrasará. Y en fotografía deportiva todo sucede muy deprisa por lo que me exige máxima atención y no perderme ni un segundo. Por lo tanto un monopie es mucho más práctico. Aunque no ofrece tanta estabilidad como un trípode si me da la suficiente y además es mucho más versátil y cómodo de mover junto con la cámara. Por lo tanto, ¡es altamente recomendable!

Cómo hacer fotografía de deportes: equipo y configuración

Foto: William Warby

5. Tarjetas: rápidas y numerosas

Este consejo quizás es una obviedad pero es importante tenerlo en cuenta ya que nos puede facilitar el trabajo. Dado que vamos a disparar en ráfaga, conviene utilizar las tarjetas de escritura más rápidas que tengamos. Si la cámara tarda mucho en grabar las fotos en la tarjeta, quedará bloqueada más tiempo antes de poder disparar de nuevo. Obviamente, a mayor velocidad de escritura mayor precio para la tarjeta, pero siempre se puede buscar un punto medio. Por lo tanto, recomiendo tarjetas de Clase 10, y con una velocidad mínima de 40-60MB/s para ráfagas cortas, aunque con 95MB/s trabajaré mucho más cómodo y los precios todavía no se disparan.

Más obvio es incluso recordar que tomaremos muchas fotos, por lo que es necesario llevar tarjetas de sobras para cubrir todo el evento. Mi consejo es no comprar tarjetas de gran capacidad (128 GB por ejemplo) sino comprar tarjetas media o incluso pequeñas (8-16GB). Así, en el indeseable caso de que se dañe una tarjeta, evitamos perder todas las fotos y solo perderemos las de esa tarjeta. Si disponemos de doble ranura con opción de hacer una copia de seguridad directamente en la segunda tarjeta, este consejo es menos crítico.

Últimas recomendaciones

En esta entrada hemos hecho un repaso a la configuración de la cámara y el equipo más habitual requerido para la fotografía deportiva. En el saco se han quedado algunos consejos que también podrían estar, como por ejemplo disparar con el enfoque disociado. De todos modos, lo importante es entender el por qué de las recomendaciones presentadas. Este conocimiento es el que nos permitirá decidir qué recomendaciones necesitamos poner en práctica para una sesión en particular, o cuáles debo modificar en función de las condiciones que tenga y del efecto que quiera dar a la fotografía. Por ejemplo, no tendré que poner la misma velocidad para congelar el salto de una moto de trial que para hacer un barrido. Con estos conceptos claros, lo siguiente es ponerlos en práctica para fijarlos y automatizarlos.

¿Y vosotr@s, echáis de menos algún consejo para la fotografía de eventos deportivos? ¡Os animamos a completar y comentar el post!

Deja tu voto

60 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 66

Upvotes: 63

Upvotes percentage: 95.454545%

Downvotes: 3

Downvotes percentage: 4.545455%

Escrito por Nardi Bayarri

Formado como fotógrafo en Fotoespai BCI, y formado también como teatroterapeuta, busco imágenes de personas para personas, de instantes, de encuentros, de emociones, de sueños, de viajes, de almas. Especializado en retrato y con amplia experiencia docente, me encanta transmitir mis conocimientos y vivencias en este campo.

6 Comments

Leave a Reply
    • Buenos días Pedro, te recomendaría la cámara Canon 1300D sus resultados compiten con cámaras de gama superior por un precio inmejorable. En cuanto a objetivos siempre recomendamos los gran angulares Irix porque tienen la mejor relación calidad-precio del mercado y son fantásticos para cualquier disciplina que se preste, aunque si estabas pensando en un objetivo zoom te recomendaría el 18-200mm de Tamron, es el más versátil y con una óptica de gran calidad 🙂

  1. Excelente!! Gracias por todos los consejos. Tengo una Nikon D3200 y sufro mucho los partidos de futbol de noche.
    Consulta…. Debo cambiar mi camara?

    • Buenos días Marcelo, más que cambiar tu cámara deberías tener en cuenta el objetivo que estás usando durante la noche. Lo ideal es usar objetivos con aperturas de diafragma máximas como f/1.4, de este modo te asegurarás que entrará gran cantidad de luz al sensor y recuerda que siempre jugar con los valores ISO para conseguir mayor nitidez 🙂 Saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.